Es oficial: inmobiliarias y mudanzas dejan la cuarentena, la construcción aún espera

Regionales 07 de mayo de 2020 Por Lucas Bruscaglia
Un decreto nacional habilita la puesta en marcha de los servicios de mudanza y la apertura de las inmobiliarias en los grandes aglomerados de Santa Fe y Rosario. Aunque se esperaba la reactivación de la construcción, no hay aún novedades. Tampoco sobre el comercio a pesar de los reclamos
inmobiliaria y mudanza

La flexibilización de la cuarentena sobre servicios de mudanzas y actividad inmobiliaria ya es un hecho en los grandes aglomerados de Rosario y Santa Fe y con algunas variantes en el resto del país. El decreto nacional fue publicado en las últimas horas de ayer en el Boletín oficial y permite que se activen estos rubros bajo el estricto cumplimiento de los protocolos de prevención del covid-19. Aunque había trascendido que se iban a permitir obras de construcción pequeñas y privadas, la disposición del Estado nacional no señala nada al respecto.

La Decisión Administrativa 729/2020 exceptúa del cumplimiento del “aislamiento social, preventivo y obligatorio” y de la prohibición de circular, a las personas afectadas a las actividades, servicios y profesiones en los ámbitos geográficos establecidos. Para lo que respecta a Gran Santa Fe y Gran Rosario, los rubros son la actividad inmobiliaria y el servicio de mudanzas. No se incluye entonces a las obras de construcción chicas con hasta 5 trabajadores como había trascendido ayer. Carnes Argentinas

 

En el artículo 2 de la norma, se establece que "las actividades, servicios y profesiones mencionados quedan autorizados para funcionar, sujetos a la implementación y cumplimiento de los protocolos sanitarios que cada jurisdicción establezca, en cumplimiento de las recomendaciones e instrucciones sanitarias y de seguridad de las autoridades nacionales".

"En todos los casos se deberá garantizar la organización de turnos, si correspondiere, y los modos de trabajo y de traslado que garanticen las medidas de distanciamiento e higiene necesarias para disminuir el riesgo de contagio del nuevo coronavirus", según se indica.

Además, aclara que "los desplazamientos de las personas alcanzadas por el presente artículo deberán limitarse al estricto cumplimiento de las actividades, servicios y profesiones exceptuados por la presente".

"Las empleadoras y los empleadores deberán garantizar las condiciones de higiene y seguridad establecidas por las respectivas jurisdicciones para preservar la salud de las trabajadoras y de los trabajadores", sostiene la disposición.

Este miércoles trascendió que era inminente la apertura de la cuarentena para estos tres rubros pero se ponía un freno en el comercio. Sin embargo, finalmente, también las pequeñas obras no resultaron exceptuadas. 

Para incluir a Rosario y Santa Fe faltaba el visto bueno del gobierno nacional. Según trascendió, el ministro de Salud de la Nación, Ginés González García, le  deslizó a Perotti este miércoles que desde la semana que viene podría flexibilizarse la situación en ambas ciudades, a partir del buen resultado epidemiológico que vienen teniendo: Rosario, por caso, cumplió este miércoles once días sin casos confirmados.

Este lunes, autoridades provinciales y locales dijeron que apostaban a que la Nación declare que Rosario no tiene circulación comunitaria de coronavirus. Ese es el reconocimiento que está por llegar y que pemitirá abrir el grifo para tres actividades nuevas.cerrajeria charly

 

"Ya está acordado con Nación que la construcción privada, las mudanzas y las inmobiliarias podrán volver a trabajar en el Gran Rosario y el Gran Santa Fe. Estamos esperando que el jefe de Gabinete (Santiago Cafiero) firme la decisión administrativa, es cuestión de horas", dijo una fuente del gobierno provincial consultado por Rosario3. 

Pero el comercio deberá seguir esperando, pues las autoridades nacionales entienden que no se puede garantizar, si se reabriera, que no haya más gente que la recomendada en el transporte público.

Justamente entidades que nuclean a comerciantes de Rosario y Santa Fe vienen advirtiendo que la situación que afrontan no da para más y necesitan reabrir. En la capital provincial incluso hubo una protesta frente a la Casa Gris que preocupó a la admnistración Perotti, que siente cómo la presión se hizo mucho más notoria en los últimos días.

FUENTE: ROSARIO3

Te puede interesar